lunes, 4 de enero de 2021

05/01 - La Justa Sinclética de Alejandría


Santa Sinclética era de Alejandría en Egipto. 


Vivió ochenta y tres años en la virginidad y el ascetismo, y se convirtió en líder y maestra de muchas monjas. Lo que San Antonio fue para los hombres lo fue Sinclética para las mujeres: modelo de mortificación de la carne, de paciencia en las aflicciones y de sabia instrucción; por esto se la conoce como «Amma», equivalente al masculino «Abba».


Hacia el fin de su larga vida, Sinclética se vio aquejada de una enfermedad extremadamente dolorosa que soportó con fe y magnanimidad. Reposó a mediados del siglo IV.


Se dice de Sinclética que fue la viegen que escondió a San Atanasio de los arrianos durante más de un año en los alrededores de Alejandría, y a dicho Santo se le atribuye el relato de su vida (PG 18:1488-1557).